“Néstor Kirchner fue un hombre que ha ido al encuentro de su pueblo”

FacebookTwitterGoogleLinkedInPinterest

El diputado nacional por Formosa, Juan Carlos Díaz Roig, expresa su reconocimiento y profunda admiración al  legado del presidente Néstor Kirchner.

Recuerdo que estábamos en Formosa inaugurando un hospital de alta complejidad en un acto multitudinario de unas 30 mil personas cuando veo que Néstor, que iba saludando hacia una esquina, de pronto se tira sobre la gente. Eso quedó grabado en mi retina para siempre. Para mí, Néstor Kirchner fue al encuentro de su pueblo.

Siempre defendí fervientemente la gestión de Kirchner porque hizo un nuevo país federal, por lo que hizo por mi provincia, por mi región del Norte Grande, por los jubilados, por los niños, por América Latina y por el mundo en esta concepción universalista, por su lucha contra la deuda externa y el imperialismo internacional del dinero.

Los hechos estaban a la vista: la política de derechos humanos, 5 millones de puestos de trabajo, 2.600.000 adultos mayores, 3.700.000 chicos con asignaciones familiares, 52.000 millones de dólares de reservas, ocho años de superávit, y podríamos seguir con las obras. Pero hoy quiero hablar de otra cosa. Hay dos aspectos: uno es el vinculado con el amor y otro el relativo a la reconciliación de la ética con la política.

Néstor nos enseñó sobre el amor, todos los días nos decía: “Demos la otra mejilla, vamos todos juntos por la diversidad, respeto al que no piensa como nosotros.”

También nos dijo varias veces que un político precisa fuerza porque nunca el enemigo de un argentino puede ser otro argentino, aunque no piensen igual. Nosotros combatimos contra estos enemigos: el hambre, la falta de trabajo, la inequidad, la injusticia.

También precisamos fuerza para usarla a favor, no en contra, de toda la clase política, para que construyamos una comunidad sin agravios. Necesitamos fuerza para estar a favor de todas las familias, los jóvenes, los jubilados, los trabajadores, los empresarios, los profesionales, las organizaciones libres del pueblo, las fuerzas armadas y de seguridad. Hay poderosos intereses que quieren seguir dividiéndolas, las minorías raciales, religiosas, sexuales, las iglesias y todos los marginados, los que están con nosotros y los que no lo están. Para eso necesitamos fuerza.

Pienso que esta es la mayor prueba de amor que ha dado nuestro movimiento. Alguien que sabía más que nosotros dijo que nadie tiene más amor que aquel que da la vida por sus amigos. Y creo que hay un espacio para una reconciliación entre la ética y la política.

¡Nosotros estamos seguros de que Perón vive, Evita vive y Néstor Kirchner vive!

Juan Carlos Díaz Roig – Diputado Nacional FpV – Formosa

Comentarios

comentarios