Internacionales

Brasil: Jóvenes Sin Tierra realizan escrache en Bayer para denunciar uso de pesticidas

Cerca de 100 jóvenes campesinos ocuparon la sede de Bayer en Jacareí, San Pablo, para denunciar el uso de pesticidas en Brasil.

Bayer, una de las mayores empresas productoras de plaguicidas del mundo, importa sustancias a Brasil que están prohibidas en la mayor parte del mundo. En Brasil, al menos una persona muere cada dos días por intoxicación con plaguicidas y cerca del 20% de las muertes son niños, adolescentes y jóvenes de hasta 19 años. El líder de ventas de la empresa, Rundap, un herbicida preparado a base de glifosato, ya tiene probado su grado de riesgo para la salud humana y ambiental, según demuestran estudios.

Por Fernanda Alcântara. Resumen Latinoamericano, 12 de junio de 2022.

El gobierno de Bolsonaro está manchado con el veneno del agro, habiendo lanzado 1.629 nuevos pesticidas. Solo en la última semana, que marca la Semana del Medio Ambiente , hubo 67 nuevos registros, todos con toxicidad clasificada como de “alto” o “muy alto” riesgo para el medio ambiente, según expertos en la materia.

Al mismo tiempo, el proyecto de ley 6299/2002 , también conocido como paquete de venenos, sigue en trámite en el Senado Federal, luego de ser aprobado por la Cámara de Diputados. Este PL trae cambios severos a la legislación vigente, facilitando la venta y uso de sustancias altamente tóxicas para la vida humana y la naturaleza.

En cambio, el Movimiento Sin Tierra, a través de sus jóvenes organizó en la 13ª Jornada Nacional de los Jóvenes Sin Tierra, que tuvo como lema “Jóvenes en Lucha, por la Tierra y la Soberanía”, y construyó una serie de acciones en todo el territorio brasileño promoviendo denuncias de la impactos socioambientales del agronegocio, además de las tareas y desafíos que asume Juventude Sem Terra para el próximo período.

Según Maurício Arante, del Coletivo de Juventude, “la acción de hoy expresa la fuerza y ​​la capacidad organizativa de la juventud en torno a nuestra agenda de Reforma Agraria Popular y también la intención de denunciar los delitos ambientales de la agroindustria y las muertes cometidas por intoxicación con pesticidas producidos en esa empresa. Y todo esto es reflejo de un largo proceso de formación que el MST brinda a los jóvenes y que se intensificó aún más esta última semana con nuestra XIII Jornada Nacional de los Jóvenes Sin Tierra”.

Jóvenes sin tierra de los estados de Espírito Santo, Minas Gerais, Río de Janeiro y São Paulo se movilizaron en torno al tema del medio ambiente. Con eso construyó la acción de escracho contra Bayer para manifestar su indignación por las diversas formas de opresión y violencia que el capital y el agronegocio imponen en nuestras vidas, procesos de identificación y denuncia de estos agentes provocadores de esta violencia. Esta acción cierra el ciclo de actividades de la Jornada Nacional de la Juventud, que se inició el pasado 1 de junio.

Para Raquel de Matos, del Colectivo de Jóvenes del MST Minas Gerais, “el acto de hoy fue una actividad muy importante para el proceso de culminación de la Jornada de la Juventud. Nos demuestra que la juventud es fuerza, organización y rebeldía. Sólo fue posible desde el compromiso de esta juventud con el estudio, la formación y la acción concreta. Es esta juventud la que tiene el desafío de construir un trabajo de base en los asentamientos y campamentos, este proceso de entender el problema y actuar sobre él”.

Esta acción también denuncia el desprecio del gobierno de Bolsonaro por la precariedad de la vida en Brasil. Esta semana el informe de la Encuesta Nacional de Inseguridad Alimentaria en el Contexto de la Pandemia de Covid-19 en Brasil (II VIGISAN) señaló que actualmente 33 millones de personas pasan hambre en Brasil .

La concentración de la tierra está matando de hambre al pueblo brasileño. El uso de la tierra en Brasil para la producción de materias primas y productos agrícolas y mineros priva a los trabajadores del acceso a la tierra para producir alimentos saludables. Además, el modelo de producción de capital basado en monocultivos con uso exagerado de pesticidas, deforestación, incendios y contaminación no sirve al desarrollo de la sociedad. Por el contrario, está agotando nuestros recursos naturales y explotando la mano de obra.

Frente a esto, el proyecto de Reforma Agraria Popular que el Movimiento Sin Tierra viene construyendo en estos 38 años es a través de la lucha de clases. Basamos la agroecología como una forma de organizar el trabajo en el campo y en la formulación de otra relación entre hombres, mujeres y naturaleza. Construimos Soberanía Alimentaria para combatir el hambre, cuidar los bienes comunes y otras relaciones humanas sin violencia de género, racial, étnica y sexual.

Fuente: MST – Fotos: Colección MST

Colabora con Infobaires24
Suscribite a nuestro canal de youtube TIERRA DEL FUEGO

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba

Tiene un bloqueador de publicidad Activo

Por favor desactive su bloqueador de anuncios, Infobaires24 se financia casi en su totalidad con los ingresos de lass publicidades