En noviembre comienza la construcción del edificio más alto de Latinoamérica en la isla Demarchi


La presidenta Cristina Fernández de Kirchner anunció hoy, por cadena nacional, la iniciación de la obra del Polo Audiovisual en la isla Demarchi, con la construcción de un edificio de 335 metros de altura, el más alto de Latinoamérica,  que ocupará un predio de 216 mil metros construidos.

Destacó en su discurso en la Casa Rosada, que luego de un proceso de llamado a licitación, en el que se presentaron cinco empresas, finalmente la obra se adjudicó a Rivas SA con un proyecto del estudio Mario Alvarez,  que hará el edificio con la forma de la República Argentina, con Tierra del Fuego y las Islas Malvinas, que tendrá los colores celeste y blanco y se convertirá, sostuvo, en el “símbolo de la ciudad de Buenos Aires”.

Explicó  Cristina Kirchner que la puesta en marcha del proyecto llevó tiempo porque incluyó debates con gremios que tenían sede en la isla, frente a Puerto Madero, que finalmente accedieron a dejar el lugar, así como la tasación formal del predio, entre otros trámites.

Hoy, anunció, el director del ANSES, Diego Bossio, firmó la resolución adjudicando a la empresa Riva Sociedad Anónima la obra, firma que se convertirá en socia del Estado.

“Esta es una experiencia que nunca se había hecho hasta ahora –destacó- donde el Estado pone el bien material, que es el terreno , y el capital lo pone la empresa que hará la  inversión”.

Informó que también compitieron en la licitación las empresas CPC, Fernández Prieto, Fénix e IRSA.

Señaló que el proyecto contempla una arena con la forma de las Islas Malvinas para albergar a 15 mil personas que podrán ver espectáculos al aire libre.

Dijo la Presidenta que el tamaño del Polo Audiovisual será similar al del Central Park en Nueva York, y que albergará a todos los sectores vinculados con la producción de cine y televisión, así como archivos, depósitos, un hotel y el Museo de la Historia de las Artes Visuales.

También allí funcionarán el INCA, la señal de TDA, los canales privados y sus productoras, y habrá un espacio verde que continuará al de Puerto Madero.

La inversión, destacó, será de 2.500 millones de pesos y se planea la obra en cuatro etapas, que comenzarán en noviembre próximo y concluirán dentro de cinco años.

“Esto significa –puntualizó- que el gobierno que me suceda tiene el compromiso de continuar con esta obra, a ver si podemos seguir la institucionalidad y continuar las obras en vez de dejar lo que se comenzó y empezar de cero”.

Consideró que con esa obra “estaríamos completando totalmente Puerto Madero”.

“La torre –afirmó- se convertirá en un símbolo de la Ciudad de Buenos Aires, de nuestra capital, y creemos que por su originalidad, creatividad, sus colores simbólicos, implicará que va a significar un símbolo para todos los argentinos”.

 

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

×